Kioscos

Las fuentes de agua minero medicinal de este del Balneario Fuente Agria eran cuatro: Fuente de la Salud, fuente del Cañuelo o Boca del Infierno fuente La Marmoleja y Fuente Agria, éste útimo se hallaba cerrado en un precioso pabellón octogonal de hierro y mármol rojo, cuyo proyecto y plano fue realizado también por Elías Cervelló. Las dimensiones eran de ocho metros de diámetro y 15 metros con su pararrayos. Estaba pintado con el mejor gusto al estilo árabe interior y exteriormente, excepto los dos cuerpos cónicos que lo estaban al estilo chinesco. En el centro de este hermoso pabellón, que se cerraba con llave, brotaba el tan renombrado manantial, cuya fama adquirida en 23 años de su origen, no tiene rival. Ocupaba el centro entre la casa de baños y la hermosa casa oficina de embotellado y almacén de material y expediciones, formando un agradable grupo las tres citadas construcciones. 

También observamos la existencia de otro Kiosco, aunque no aparece en las fuentes escritas, se trata de un edificio de planta cuadrada, con el aspecto de una pequeña casita, en este kiosco se custodiaba el manantial de San Elías.

Las aguas de Fuente Agria fueron declaradas de utilidad pública el 19 de abril de 1873, según decreto publicado en la Gaceta de Madrid.

¡Crea tu página web gratis!